Una buena limpieza facial… clave para tu piel

30 Oct Una buena limpieza facial… clave para tu piel

Sabemos que la limpieza facial es fundamental para mantener nuestra piel en buen estado. De hecho, cualquier cosmético que apliquemos sólo tendrá los resultados esperados si no nos saltamos un paso fundamental: la limpieza.

¿Cuáles son los pasos que debemos seguir en nuestra limpieza facial?

Recomendamos realizar la doble limpieza por su efectividad a la hora de eliminar todos los restos del maquillaje y las toxinas acumuladas. Es la llamada doble limpieza japonesa. En este caso primero se aplica el aceite o la leche limpiadora. Así eliminamos las impurezas y la grasa que se acumula en el folículo pilosebáceo. En el segundo paso se utiliza un producto fitoactivo que acaba con las impurezas acuosas y las células muertas.

Para quienes realizan la limpieza facial tradicional recomendamos los siguientes pasos:

En primer lugar debemos usar la leche limpiadora y aplicarla con  movimientos circulares. La retiramos con una toalla pequeña humedecida.

Nuestra recomendación: Leche Limpiadora de Pieles Sensibles de Massada.

Limpia en profundidad sin producir irritaciones cuidando al máximo la piel. Libera la piel de sus impurezas, calmándola, manteniendo y reforzando su manto ácido.

Modo Empleo: Aplicar mañana y noche una pequeña cantidad con movimientos circulares, retirar con agua fría.

 

En segundo lugar aplicamos con un algodón el tónico. Fundamental que todos los productos empleados sean de la misma línea cosmética con el fin de mantener el mismo ph. El tónico equilibra el Ph de la piel y debemos mantener dicho equilibrio.

TÓNICO PIELES SENSIBLES

Nuestra recomendación: Tónico para pieles sensibles de Massada. Propiedades descongestivas, calmantes, fortalecedora de capilares, imprescindible su aplicación en todas las pieles sensibles, descamadas, enrojecidas.

Modo Empleo: Proceder a su aplicación mañana y noche después de la limpieza diaria directamente pulverizando sobre la piel o aplicado en un algodón con suaves toque por toda cara y cuello.

 

¿Cómo debemos realizar la limpieza facial?

Insistiendo en realizar la doble limpieza, primero utilizaremos el aceite. Aplicamos 3 pulsaciones de aceite y a continuación utilizamos el producto fitoactivo (2 pulsaciones). Emulsionamos las manos en agua y con movimientos de rotación trabajamos y aclaramos, y lo hacemos dos veces. En la doble limpieza japonesa, siempre aplicamos primero el aceite o la leche limpiadora. Luego retiraremos con una toalla tibia y a continuación aplicaremos el tónico, fundamental para equilibrar el ph de nuestra piel.

Hay quienes prefieren utilizar un gel. En ese caso se emulsionará igualmente con agua. Se retira y se realiza de nuevo la acción hasta que eliminamos todos los restos de gel. Aconsejamos acabar igualmente con tónico.


¿Es necesario utilizar siempre un desmaquillante específico para los ojos? ¿Por qué?

Es conveniente porque es una zona más sensible. Suelen ser bifásicos, se disuelven mejor los productos que hemos usado para maquillarnos y además son más ligeros. Siempre hay que empezar limpiando los ojos. Y después continuar con la limpieza en dos fases.

Nuestra recomendación: Desmaquillante de Ojos para Pieles sensibles de Massada.

Este gel ha sido formulado especialmente para desmaquillar las pestañas y zona del contorno de ojos sin irritarla. Propiedades: desmaquilla suavemente, cuida, protege y fortalece las pestañas sin irritar los ojos. Aporta una sensación de frescor y sin aportar sensación de aceitosidad.

Modo Empleo: Humedecer un algodón en agua templada añadir una pequeña cantidad de gel desmaquillante y proceder a retirar el maquillaje de los ojos desde la raíz hacia las puntas.

 

¿Cómo desmaquillar los ojos para no romper las pestañas?

Desde la base hacia fuera con mucho cuidado con la ayuda de un algodón, aplicamos la emulsión bifásica y trabajamos las pestañas desde la base hacia fuera.

¿El desmaquillante de los ojos sirve también para limpiar los labios?

Sí, se puede utilizar perfectamente. De hecho las marcas cosméticas lo elaboran específico para desmaquillar ojos y labios.

¿Cuáles son los errores más comunes que cometemos en nuestra limpieza facial?

Utilizar toallitas desechables por comodidad olvidando que estamos acidificando y resecando nuestra piel. A veces nos olvidamos de aplicar el tónico, fundamental para equilibrar el ph o se nos olvida realizar la acción dos veces por pereza.

¿Qué podemos hacer para mejorar esta limpieza?

En Recuperación Funcional contamos con un tratamiento personalizado que consiste en una higiene e hidratación profunda que continuada con los cuidados en casa, nos ayudará a mantener nuestra piel en perfectas condiciones.  Lo ideal sería realizar este tratamiento con una periodicidad de una vez al mes.